Plan maestro de mantenimiento

El Mantenimiento

El mantenimiento industrial se puede definir como el conjunto de actividades necesarias para lograr un óptimo funcionamiento tanto de instalaciones, maquinaria y equipos como de los distintos espacios de trabajo que componen esas instalaciones industriales. También incluiría los trabajos de reparación y revisión necesarios para garantizar el funcionamiento correcto y el buen estado de conservación del sistema productivo.

En uno de los tantos tipos de mantenimiento, tenemos al mantenimiento reactivo. Este consiste en un proceso de reparación al que deben someterse aquellos activos en los que se evidencian deficiencias de rendimiento funcional. Se aplica cuando los equipos necesitan reparaciones urgentes.

Cuando un activo presenta un fallo, el mantenimiento reactivo es la única opción. Las empresas que optan por este tipo de mantenimiento lo hacen porque creen que un mantenimiento preventivo o predictivo será más costoso. Sin embargo, no es así. Por eso, en este artículo veremos cómo ayuda implementar un plan maestro de mantenimiento a la empresa, de modo que sepas que el mantenimiento reactivo no es la única opción.

El plan maestro de mantenimiento

Un plan de mantenimiento (también llamado plan maestro de mantenimiento) es un conjunto de tareas de mantenimiento programado donde, generalmente, se incluye un listado de equipos de planta que deben ser revisados por un técnico cada cierto tiempo.

A su vez, un plan de mantenimiento se caracteriza por aplicar políticas puramente correctivas y contiene al menos tres actividades principales:

  • Rutinarias (a corto plazo)
  • Programadas (a largo plazo)
  • Ceses de actividad programados

¿Cómo hacer un plan maestro de mantenimiento?

Bien sea un plan de mantenimiento correctivo o predictivo, hay una serie de pasos que están vinculados con la organización, el seguimiento y el cumplimiento de plazos.

Justamente en esto último radica la importancia de un plan de mantenimiento, cualquiera sea su complejidad y objetivo final.

Se deben cumplir un total de 10 pasos para lograr una elaboración completa que permita cumplir con los objetivos del mantenimiento requerido, estos son:

  • Leer el historial de reparaciones.
  • Hacer una lista de los equipos y sistemas que posee la empresa.
  • Diferenciar entre los equipos que se pueden reparar y los que no.
  • Designar a las personas responsables de poner en marcha el plan de mantenimiento.
  • Consultar los manuales de los equipos.
  • Comprobar las obligaciones legales.
  • Hacer una lista de los requisitos necesarios para evitar imprevistos.
  • Definir el tipo de mantenimiento a realizar.
  • Crear un cronograma de tareas de mantenimiento corto y fácil de ejecutar.
  • Ejecutar las medidas.

¿Qué hace que un plan de mantenimiento sea eficaz?

Un plan eficaz debe abarcar todas las características de la política de mantenimiento de sus instalaciones. El programa debe contener un inventario exhaustivo de los activos que necesita mantener. La lista, que incluye numerosos elementos como calderas, bombas y tejados, garantiza que no se deja fuera ningún activo vital.

También, tendrá que identificar las tareas específicas de mantenimiento que pretende realizar. En la medida de lo posible, adapte estas tareas a los distintos activos. Un calendario de mantenimiento razonable también debería ser suficiente para orientar todo el programa de mantenimiento.

Para que el mantenimiento de sus activos sea eficaz, tiene que demostrar el conjunto de habilidades necesarias para cada tarea de mantenimiento. No querrá contratar a una persona con una cualificación inadecuada para encargarse del mantenimiento. Los distintos niveles de mantenimiento pueden ayudarle a preparar esta sección.

¿Qué hay que planificar exactamente?

Principalmente, el trabajo en sí. Al crear su plan de mantenimiento, tiene que tener claro qué es exactamente lo que tiene que hacer. Decida las áreas prioritarias, así como la secuencia de actividades una vez iniciados los trabajos de mantenimiento.

Instrucciones

Unas instrucciones adecuadas limitan la dependencia de trabajadores concretos. El trabajo de mantenimiento también tiene que cumplir unas normas de calidad concretas. Sólo podrá cumplirlos si incluye instrucciones explícitas en el plan. De paso, considere la posibilidad de incluir observaciones del trabajo que pueda realizar para garantizar la eficacia de las tareas de mantenimiento.

Programa

El objetivo del calendario es realizar el trabajo con la frecuencia necesaria, sin excederse en el mantenimiento y realizando el trabajo con demasiada frecuencia, ni quedarse corto en el mantenimiento, de modo que se produzcan tiempos de inactividad y averías. Aunque el mantenimiento de fin de semana apenas obstaculiza sus operaciones, existe la posibilidad de que no encuentre proveedores.

Siempre es prudente reservar la ventana de mantenimiento al empezar el año. Asegúrese de que producción conoce bien esta ventana. Necesitará la máxima cooperación de este equipo durante este periodo. A medida que avance el año, introduzca los cambios necesarios en el plan para aumentar su eficacia.

Trabajadores

El plan debe indicar el conjunto de aptitudes adecuadas para cada tarea de mantenimiento. Esta información le servirá para elegir a los mejores contratistas para el trabajo. En función de tu organización, asigna a cada miembro del equipo de mantenimiento áreas específicas.

De paso, indique las tareas que reservará a contratistas externos. Asegúrese de que el plan también limita el acceso a las zonas que suponen un alto riesgo para los empleados de la instalación.

Recambios

En esta fase puede prever su consumo de piezas de repuesto. Una vez que indique las piezas que va a necesitar, el trabajador sabrá exactamente qué debe recoger del almacén, antes de ir a realizar el trabajo de mantenimiento propiamente dicho. Con esta sección, el responsable de mantenimiento obtiene información sobre las piezas utilizadas en el periodo anterior, así como sobre el consumo futuro de piezas. Le resultará más fácil preparar un presupuesto para los próximos doce meses.

Contratistas

Algunas tareas de mantenimiento pueden requerir contratistas externos. Se trata de especialistas externos que acuden a las instalaciones para realizar trabajos especializados. La mayoría de ellos llevan equipos especiales, como grúas móviles y herramientas de equipos de medición, para realizar el mantenimiento de los activos.

Un plan de mantenimiento eficaz especifica los trabajos que solicitará a los contratistas. Con este apartado, no tendrá que contar con un contratista concreto para todas sus tareas de mantenimiento. Puedes utilizar estas especificaciones para solicitar presupuestos y ofertas a distintos contratistas para realizar un tipo de trabajo concreto.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *