Kit de Herramientas de Confiabilidad: Edición de Prácticas Comerciales

Kit de Herramientas de Confiabilidad

Sobre el Libro

Kit de Herramientas de Confiabilidad: Edición de Prácticas Comerciales (Reliability Toolkit: Commercial Practices Edition) es un libro publicado en el año 1995 en su tercera edición. Representa un esfuerzo conjunto del Rome Laboratory y el Reliability Analysis Center. Las siguientes personas fueron los autores principales: Seymour Morris, Bruce Dudley, Joseph Caroli, Preston MacDiarmid, David Nicholls, Anthony Coppola, Ned Criscimagna y John Farrell.

Descripción del Libro

(Información extraída y traducida del sitio web del libro en Amazon)

Esta tercera edición del “Kit de Herramientas de Confiabilidad” se desarrolló en 1995 como un esfuerzo conjunto entre la División de confiabilidad del sistema en el Laboratorio de Roma de la USAF y el Centro de análisis de confiabilidad del Departamento de Defensa, operado por el Instituto de Investigación IIT en ese momento. La tabla de contenido se puede encontrar aquí. El “Kit de Herramientas de Confiabilidad: Edición de prácticas comerciales” está destinado a ayudar a los sectores comercial y militar a lidiar con el desarrollo y la fabricación de productos confiables en el competitivo mundo actual. En 1988, el Laboratorio de Roma utilizó el beneficio de más de 30 años en la disciplina de confiabilidad para publicar su RADC “Kit de herramientas del ingeniero de confiabilidad” y en 1993 una revisión, “Kit de herramientas del ingeniero de confiabilidad del laboratorio de Roma” (Rome Air Development Center pasó a llamarse Laboratorio de Roma entre los dos versiones). Aunque estaban destinados a las fuerzas armadas, estos documentos fueron “los más vendidos” y han sido ampliamente utilizados tanto por las comunidades comerciales como militares. La versión de 1995 del Toolkit se concentra en actividades que tienen beneficios sin el enfoque en los estándares militares de las versiones predecesoras del Toolkit.

Contenido

(Información extraída y traducida del libro)

  • Sección 1: La necesidad de confiabilidad
  • Sección 2: Conceptos básicos de confiabilidad y mantenibilidad
  • Sección 3: Requisitos y programas de R&M
  • Sección 4: Selección de fuente
  • Sección 5: Diseño
  • Sección 6: Análisis
  • Sección 7: Prueba
  • Sección 8: Producción / Operación
  • Sección 9: Conceptos relacionados con la confiabilidad
  • Apéndices

Gestión de calidad total

(Información extraída y traducida del libro)

La Gestión de Calidad Total [Total Quality Management (TQM)] es un enfoque que pone la calidad en primer lugar como medio para la supervivencia y el crecimiento a largo plazo. Emplea el trabajo en equipo para mejorar los procesos utilizados por una organización al proporcionar productos y servicios. Se podría argumentar que la TQM abarca la Ingeniería de Confiabilidad o que la Ingeniería de Confiabilidad abarca muchas actividades de la TQM. De cualquier manera, el ingeniero de confiabilidad puede involucrarse en TQM. Por ejemplo, se le puede pedir que evalúe el enfoque de TQM de un contratista, que ayude a los equipos de mejora de procesos con análisis estadísticos o que sirva como miembro de un equipo de mejora de procesos que analice los procesos de su propia agencia. Por lo tanto, corresponde al profesional de la confiabilidad tener algún conocimiento de TQM.

Principios de la gestión de TQM

Liderazgo: para que la TQM tenga éxito, la dirección de la empresa debe crear un cambio cultural desde una gestión autoritaria centrada en objetivos a corto plazo hasta utilizar todo el potencial de todos los empleados para obtener beneficios a largo plazo. Esto significa que los ejecutivos de la agencia deben ser consistentes, persistentes e involucrados personalmente en la búsqueda de la calidad.

Centrarse en el cliente: es fácil apreciar la necesidad de centrarse en el cliente externo. Menos obvio es el concepto de satisfacción del cliente interno. La ingeniería de confiabilidad, por ejemplo, puede ser solicitada por Design Engineering (el cliente) para revisar la confiabilidad de un diseño propuesto. Si se realiza una evaluación incompleta o de mala calidad, es posible que el diseño final no cumpla con las especificaciones. La producción se ve afectada y también la eficiencia del equipo del proyecto. Una organización orientada a TQM busca comprender y deleitar a sus clientes, tanto externos como internos.

Mejora constante: se estima que alrededor del 25% de los costos operativos de una agencia de fabricación típica se destina al reproceso y al desguace. Las organizaciones de servicios pagan una multa aún mayor por no hacer las cosas bien la primera vez. Reducir estos costos es una fuente potencial de grandes ganancias. De ahí que las agencias de TQM busquen mejorar constantemente sus procesos. El agente de cambio habitual es un equipo con miembros de todas las oficinas involucradas en el proceso, incluyendo aquellos que realmente realizan el trabajo. Además de los beneficios medibles, las mejoras de procesos significan menos defectos para los clientes, con un efecto inconmensurable pero significativo en el resultado final.

Uso de mediciones y datos: las agencias de TQM buscan medir la calidad para poder rastrear las mejoras. Cada proceso tendrá alguna definición operativa de calidad. El progreso general de la agencia se puede medir calculando el “costo de la calidad” (dinero gastado para prevenir defectos, evaluar la calidad, reelaborar y desechar). Por lo general, a medida que se gasta más dinero en prevenir defectos, los ahorros en desechos y reelaboraciones reducen el costo general de la calidad. Otro enfoque común es calificar a la agencia utilizando los criterios del Premio Nacional de Calidad Malcolm Baldrige como medida. Para las agencias gubernamentales, los criterios de puntuación para el Premio al prototipo de mejora de la calidad de la Oficina de Administración y Presupuesto (OMB) se utilizan en lugar de los criterios de Malcolm Baldrige. Los ingenieros de R&M deben utilizar el control estadístico de procesos, el diseño estadístico de experimentos, la implementación de funciones de calidad, los métodos Taguchi y otras herramientas de calidad disponibles. El diseño de experimentos se explica en el tema T14. Las técnicas de control estadístico de procesos se describen en este tema.

Participación de los empleados: una agencia de TQM reconoce el valor de una fuerza laboral calificada que coopera para satisfacer al cliente. Existen amplios programas de educación y formación. La capacitación en habilidades laborales, métodos de calidad y técnicas de formación de equipos está ampliamente disponible. La cooperación entre oficinas es la norma (por ejemplo, ingeniería concurrente). Los empleados de todos los niveles participan ampliamente en los equipos de mejora de procesos. La gerencia busca formas de reducir las molestias creadas por las reglas y regulaciones burocráticas. Se confía en los empleados y se les empodera para hacer su trabajo.

Resultados: En una agencia de TQM, la mejora es continua y medida. Las medidas de construcción de imágenes, como el número de equipos de mejora formados, tienen menos valor que las medidas de costo de calidad o aumento de producción que muestran resultados reales. La gerencia no se preocupa por llenar cuadrados, sino por hacer cambios que valgan la pena.

Comprar en Amazon

Más libros en Predictiva21

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a Predictiva21

portada 36

Próximos cursos en línea

¿Aún no conoces La Plataforma de Mantenimiento Inteligente #1? 🚀🚀

Fracttal se convertirá en tu aliado incondicional para optimizar tu estrategia de mantenimiento.

Reduce significativamente en el corto plazo las fallas de tus equipos lubricados, ¡hay casos de reducción de fallas aún superiores al 80%!

Conoce más aquí

×

Hola

Haz clic en nuestro representante para hablar por WhatsApp o escríbenos al correo contacto@predictiva21.com

×